Fibromialgia

¿En qué consiste?

 

Fibromialgia, es una enfermedad reconocida por la OMS en 1993 sin embargo se conoce muchos años atrás.

Se caracteriza por una sintomatología diversa en la que su principal síntoma es dolor musculo esquelético en diversos puntos del cuerpo, fatiga crónica, depresión, ansiedad, colon irritable…estos son los más comunes pudiendo desarrollar muchos otros con el paso del tiempo y según la persona.

Una enfermedad muy reciente con lo que no hay muchas investigaciones al respecto y suele ser diagnosticada con descarte de otras enfermedades que si hay pruebas médicas para reconocerla.

Al no haber estudios sobre la misma se desconoce la causa que origina dicha dolencia, y en consecuencia no puede ser tratada la causa sino los síntomas.
Es por ello que la medicina alopática receta medicación para tratarlos, antidepresivos, y tratamientos para el dolor bastante fuertes a la vez que contraproducentes para el organismo.

Hay diversas teorías sobre el origen de esta, pero al no ser probadas en laboratorios clínicos todavía, no están reconocidas.

De todas ellas, la que más credibilidad me da, y es por ello que entiendo el por qué todas las herramientas que he empleado funcionas es la del DR. J.Sarno, jefe de rehabilitación del hospital de nueva york.

En los años 70 se dio cuenta que había un número determinado de pacientes que presentaban síntomas con gran similitud, y al finalizar el tratamiento no mejoraban. Entonces comenzó a hacerse una serie de preguntas, investigando sus vidas, como eran, como era su alimentación, su estado emocional, (lo que hoy en día diríamos tratar de forma holística) y vio muchas similitudes entre ellos y después de años de investigación desarrollo la siguiente teoría.

“Un estado tensional consciente o inconsciente sostenido en el tiempo por largos periodos, acaba creando una deficiencia en sistema nervioso autónomo. Constriñendo los vasos sanguíneos haciendo que no llegue el suficiente oxígeno a los tejidos que a su vez no puede arrastrar el torrente sanguíneo el ácido láctico (desecho metabólico de las células) lo que acaba provocando dolor e intoxicación.”

¿Como podemos mejorar desde un punto de vista natural?

Podemos ayudar a mejorar los síntomas desde un punto de vista natural si trabajamos multifactorialmente.

¿Qué quiere decir? Pues que nos enfocamos en varias áreas como detallamos a continuación:

Terapia Emocional

Cada vez existen más estudios que afirman como el estado emocional puede ayudar a mejorar o empeorar cualquier enfermedad.

Es por ello que es muy importante trabajar las emociones, patrones de conducta, creencias, situaciones no superadas para poder equilibrar el estado emocional, pues en este caso el 80% de esta enfermedad tiene que ver con el estado emocional de la persona.

Casi todas las personas que sufrimos fibromialgia somos personas que nos desvivimos por los demás, buscamos la aprobación en otros, teniendo más responsabilidades de las que nos corresponden llegando a crear una absoluta discordancia entre lo que sentimos, pensamos y actuamos. Recuperar nuestra esencia, nuestro verdadero ser, escuchar y atender nuestras necesidades, sentir, pensar y actuar de manera coherente, es al punto donde se tiene que llegar para sentirnos mejor a la vez que ayudar a mejorar notablemente nuestros síntomas.

Asesoramiento nutricional

Depende muchísimo cuales son nuestros hábitos alimenticios para poder gozar de salud. Nuestra alimentación debe de ser lo más natural posible, basada cereales, frutas y verduras, legumbres y proteínas a poder ser vegetales.

Suprimir una serie de alimentos prohibidos como puede ser los lácteos y el azúcar. En el blog publicaremos artículos al respecto pues hemos de convertir la alimentación en nuestra segunda medicina, combinándolos y preparándolos según convenga en cada caso.

Técnicas de relajación

Como hemos visto en la explicación de la teoría, un estado tensional sostenido en el tiempo es una posible causa de la enfermedad, con lo que si aprendemos técnicas de relajación como puede ser la meditación, conseguiremos reducir muchísimo esta tensión interna y a mejorar los síntomas.

Complementos naturales

Tenemos varios complementos naturales, como puede ser fitoterapia, oligoelementos o suplementos nutricionales que nos pueden ayudar muchísimo
con la sintomatología pudiendo reducir la medicación que nos ayuda, pero no deja de ser elementos químicos, y como hemos comentado en la teoría también influye mucho la intoxicación de ácido láctico, si a su vez vamos intoxicando más el cuerpo con elementos químicos en vez de ayudar a la larga hará que no podamos salir de esta sintomatología.

Suscribite al Newsletter y
recibe un E-book, ¡Gratis!